“Lo que más me gusta de dar clase es que aprendo de mis alumnos cosas o técnicas nuevas y me hace muy feliz y me lleno de orgullo, que ya algunos de mis alumnos han obtenido premios estatales y nacionales”, dice el artesano oriundo de Purépero


Purépero, Michoacán, a 28 de mayo de 2020.- Luis Murillo Ordaz, artesano en la rama de cerería, nació el 16 de marzo de 1989 en la localidad de Purépero, Michoacán, y aprendió este arte en cera a la edad de 16 años, a través del conocimiento de su maestro, José Francisco Alemán Cerda, que imparte clases en la Casa de la Cultura de Purépero, aunque anteriormente ya había incursionado en la pintura en oleo.
 
Al paso de los años el interés de Luis por conocer más del arte en otras ramas lo llevó a incursionar en la técnica del arte plumario en 2014, al tomar un taller con la maestra morelense María del Rocío Torres Sánchez, en la Casa de la Cultura de Tlazazalca, Michoacán.
 
La técnica que actualmente maneja es el moldeado y modelado de la cera de abeja, llevando a cabo su proceso de limpieza y blanqueamiento con la técnica antigua del hojeado para purificarla, posteriormente hace el teñido con tierras naturales para así realizar el vaciado en los moldes de barro o de yeso, así como ahora con moldes de silicón.
 
Después de este proceso, se da forma y definición a las piezas con pulidores, para resaltar las facciones y características de cada una con temática popular, así como la religiosa, tal es el caso de los Nacimientos, que ya ahora además de llevar sus ropajes con sedas, utilizan las plumas naturales de las aves obtenidas de la recolección en zoológicos, aviarios y en pequeños criaderos en casa, tomándolas durante todo el año en la pelecha de las aves (arte plumario).
 
Parte de los materiales que Luis utiliza para elaborar sus creaciones son la cera de abeja, patol, sedas, tierras naturales, plumas de ave, madera para bases y cristal para protección de la pieza.
 
Dentro de sus pasatiempos y actividades favoritas son el salir de día de campo, caminar, escuchar música y más cuando está trabajando alguna pieza, que por lo general lo hace con música instrumental, jazz, de los 80´s, incluso cuando elabora una imagen o un cuadro, toma la música sobre el tema que está creando.
 
Otra de las cosas que le apasiona a Luis, como su familia y amigos lo llaman, es el compartir sus conocimientos y por ello imparte clases de cera en la Casa de la Cultura de Tlazazalca y actualmente también en la Casa de la Cultura de Sahuayo, Michoacán, ya que para él es muy satisfactorio el poder brindar y dar a conocer lo que ha aprendido.
 
“Lo que más me gusta de dar clase es que aprendo de mis alumnos cosas o técnicas nuevas y me hace muy feliz y me llena de orgullo, que ya algunos de mis alumnos han obtenido premios estatales y nacionales”, declaró Luis Murillo Ordaz.
 
Luis es un artesano de corazón y ama lo que hace, prueba de ello son los 16 premios nacionales que ha obtenido en diferentes concursos y cuatro galardones nacionales, siendo el más importante de ellos el Galardón Nacional Nacimientos Mexicanos 2015.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *